Tipos de empresas

De todos los tipos de empresa, la más comunes son las pequeñas y medianas empresas, en la mayoría de países, el porcentaje de este tipo de empresas suponen el 99% frente al 1% que son las grandes empresas como multinacionales, compañías o grandes conglomerados.


En este artículo quiero hablarte de los diferentes tipos de empresas y sociedades que bien es posible diferenciarlas por su forma jurídica, por su tamaño y su tipo de actividad. Pero que se engloben en una clasificación su funcionamiento y cultura de empresa pueden llegar a ser muy diferentes dado que estas formas de clasificación son objetivos.

Empresa según su forma jurídica



Cuando nos referimos a al clasificación de empresas por su forma jurídica, estamos hablando de la denominación de la misma, es decir, la personalidad jurídica que dispone legalmente. Cada tipo de empresa bajo este tipo de clasificaciones se obtiene mediante el cumplimiento de requisitos.

Tipo de empresaNº sociosCapitalResponsabilidad
Empresario Individual (Autónomo)1No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Emprendedor de Responsabilidad Limitada1No existe mínimo legalIlimitada con excepciones
Comunidad de BienesMínimo 2No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Sociedad CivilMínimo 2No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Sociedad ColectivaMínimo 2No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Sociedad Comanditaria SimpleMínimo 2No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Sociedad de Responsabilidad LimitadaMínimo 1Mínimo 3.000 eurosLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad Limitada de Formación SucesivaMínimo 1No existe mínimo legalLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad Limitada Nueva EmpresaMínimo 1 Máximo 5Mínimo 3.000 Máximo 120.000Limitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad AnónimaMínimo 1Mínimo 60.000 eurosLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad Comanditaria por accionesMínimo 2Mínimo 60.000 eurosEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Sociedad de Responsabilidad Limitada LaboralMínimo 2Mínimo 3.000 eurosLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad Anónima LaboralMínimo 2Mínimo 60.000 eurosLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad CooperativaCooperativas 1er grado: Mínimo 3 – Cooperativas 2º grado: 2 cooperativasMínimo fijado en los EstatutosLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad Cooperativa de Trabajo AsociadoMínimo 3Mínimo fijado en los EstatutosLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedades ProfesionalesMínimo 1Según la forma social que adopteLimitada al capital aportado en la sociedad
Sociedad Agraria de TransformaciónMínimo 3No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes
Sociedad de Garantía RecíprocaMínimo 150 socios participesMínimo 10.000.000 eurosLimitada al capital aportado en la sociedad
Entidades de Capital-RiesgoAl menos 3 miembros en el Consejo AdministraciónSociedades de Capital Riesgo: Mínimo 1.200.000 €. Fondos de Capital Riesgo: Mínimo 1.650.000 €Limitada al capital aportado en la sociedad
Agrupación de Interés EconómicoMínimo 2No existe mínimo legalEl socio se responsabiliza con todos sus bienes

Clasificación de empresas según tamaños

Cuando se realiza la clasificación de empresas y sociedades por su tamaño, lo que se esta cogiendo de variable de 4 criterios diferentes de valoración siguiendo los siguientes criterios de clasificación de empresas y sociedades:

  • Criterio económico: Se determina el tamaño según el nivel de facturación anual, es decir, los ingresos obtenidos por la venta de productos y servicios
  • Criterio técnico: Se trata del nivel tecnológico de la empresa, se trata de la innovación de capital.
  • Criterio patrimonial: Otra forma de determinar el tamaño mediante la cuantificación del patrimonio de la empresa. es decir, de los bienes, derechos y obligaciones.
  • Criterio organizativo: El criterio que por lo general es el más utilizado en donde se determina el tamaño según el número de trabajadores y el nivel organizativo.

Siguiendo estos criterios, podemos clasificar en cuatro tipos de empresas según su tamaño.

  • Microempresas: Serán aquellas empresas que dispongan de menos de 10 trabajadores que, por lo general, solo existe un único socio que también aporta mano de obra.
  • Pequeñas empresas: Las pequeñas empresas serán las que dispongan entre 11 y 49 trabajadores. Por lo general, la mayoría son de gestión familiar con una estructura organizativa definida.
  • Medianas empresas: Se tratan de aquellas empresas o sociedades que disponen de entre 50 y 250 trabajadores con una estructura y organización definidos.
  • Grandes empresas: Serán aquellas sociedades con más de 250 trabajadores, por lo general, la mayoría apuestan en la internacionalización con el objetivo de llevar sus productos por todo el mundo a gran escala y conseguir mayores beneficios.

Hoy en día, con la inclusión de internet y la globalización, cualquier empresa puede permitir ofrecer sus servicios al mundo, ya sean productos o servicios online.

Empresas según su actividad

Observando el tipo de actividad que se realice hablaremos de 3 tipos de empresa:

  • Empresas del sector primario: la actividad de estas empresas requiere el uso de alguna materia prima procedente directamente de la naturaleza, como el agricultura, la ganadería o la minería.
  • Empresas del sector secundario: son empresas dedicadas a la transformación y preparación de estas materias en productos a través de procesos de producción o fabricación.
  • Empresas del sector terciario: denominado también como el sector servicios, se basa en aquellas actividades en las que no se producen bienes materiales. Por ello, puede ser la venta de cualquier producto o servicio.

Empresas según la procedencia de su capital

Dependiendo de qué tipo de capital se utilice para la gestión de la empresa, podremos considerar los siguientes modelos de empresa.

  • Empresas privadas: Se dará cuando el capital y la inversión realizada en estas empresas proviene de personas particulares que buscan obtener una rentabilidad y beneficios a través de la actividad de la empresa.
  • Empresas públicas: El capital que se utiliza para su actividad provienes de las arcas públicas del Estado. Su objetivo principal es la prestación de servicios a los ciudadanos y no tiene porqué obtener beneficios.
  • Empresas mixtas: Serán las que su capital se componga del sector privado y público. Este modelo se produce cuando la inversión pública no es suficiente para el éxito de las empresas que trabajan para el Estado. Por ello, puede que aporten capital, mano de obra o equipos de trabajo. Un ejemplo claro puede ser el servicio de metro de Madrid.
ARTÍCULOS RELACIONADOS