Emprender después de la pandemia minimizando los riesgos

>

Lo peor de la pandemia ya se ha quedado atrás y ahora es el momento de emprender. Pero esto no significa que podamos hacerlo de cualquier forma: es muy importante planearlo con detalle y tener una capacidad de resiliencia increíble.

Lo cierto es que iniciar un negocio en este clima de incertidumbre económica que estamos viviendo en estos momentos puede parecer una mala idea para muchos, pero puede suponer una gran oportunidad si sabemos ver dónde nadie más mira.

A través de estos consejos te ayudamos a emprender reduciendo los riesgos al mínimo:

¿Cómo emprender después de la pandemia reduciendo los riesgos? Consejos clave para conseguirlo

1.      Piensa en todas las opciones disponibles

Prácticamente el 100% de los emprendimientos surgen de una idea. En ocasiones, el emprendedor se obsesiona con un producto o servicio y perfeccionan hasta los más mínimos detalles. Si nos descuidamos en otros aspectos para hacerlo, no servirá nada.

Y es que, aunque tengamos el mejor servicio o producto, no conseguiremos ningún resultado sino tenemos en cuenta otras áreas, como podría ser la comercialización, distribución, marketing y atención al cliente.

El COVID-19 ha cambiado nuestra forma de trabajar y hábitos. Por ejemplo, tu empresa debería tener en cuenta una estructura para el teletrabajo. Deberías crear una estrategia que te permitiese dar con el perfil adecuado para optimizar la producción.

2.      Opciones para invertir lo mínimo

Puede que tus ahorros no estén pasando por su mejor momento. Debido a la incertidumbre económica, los bancos están ofreciendo muy poca financiación; y la que ofrece tiene unos tipos de interés tan altos que puede que no te compensen.

Te puede interesarCuáles son las ventajas y desventajas del coaching empresarialCuáles son las ventajas y desventajas del coaching empresarial

Esto puede frenarnos, pero no detenernos. Piensa que hay algunas alternativas para invertir la mínima cantidad posible, como es el caso delas franquicias.

Por ejemplo… ¿Te imaginas empezar una franquicia de café para llevar? Por una cantidad de dinero muy inferior a la que gastarías en un negocio convencional lo podrás hacer.

Además, ser franquiciado te garantiza que la marca ya estará consolidada, por lo que tendrás parte del trabajo hecho: desde el primer momento tendrás la confianza de tus clientes. Por no hablar de que en cualquier momento puedes recurrir al apoyo de la compañía: ten en cuenta qué si tú ganas, ella también gana.

Hay otras opciones para invertir lo mínimo posible, como crear una tienda online y utilizar el sistema de dropshopping para evitar gastar en almacenaje.

3.      Céntrate en tus empleados

Gran parte del éxito de tu negocio se centra en las personas que trabajan para ti. Tan solo hay que echar un vistazo a la forma de actuar de los empresarios de éxito para comprobar que se centran en la gente.

Debes encontrar la forma de motivar al personal, de mantener la moral y verás cómo la productividad se dispara. Se reducirá el absentismo y se retendrá el talento (será menos probable que el empleado se vaya a otra empresa a buscar algo que no encuentra en la tuya).

Hay que tener en cuenta que no basta únicamente con contratar a gente capacitada o con talento, sino que también deben compartir tu visión. Debes entender porque has decidido emprender en este momento y comprender los riesgos que estás corriendo.

Te puede interesar41 frases de emprendedores para emprendedores

Solo así serán miembros efectivos del equipo y no simplemente personas que quieren cobrar un salario a fin de mes.

4.      Gestión precisa de las finanzas

La administración financiera es fundamental para que la empresa actual pueda sobrevivir, especialmente si estamos hablando de una nueva. La época de la pandemia era arriesgada, pero ahora estamos viviendo todavía más riesgos ante tanta incertidumbre económica.

Tan solo conseguirás que la empresa tenga éxito si gestionas adecuadamente las finanzas, y una de las mejores maneras de empezar es tener un presupuesto ajustado.

Divide tu operación en diferentes partes y asegúrate de que cada una de ella tenga su propio presupuesto. Además, tendrás que controlarlo todo para evitar que surjan gastos innecesarios.

Algunos recursos te pueden ayudar con tu objetivo, como herramientas de finanzas y contabilidad.

5.      Estudio de los resultados

Con independencia de los resultados que hayas tenido al principio, es crucial utilizar herramientas para medir el éxito o el fracaso de cualquier estrategia. Tan solo con unos datos precisos podrás introducir los cambios que hayan falta para convertir una estrategia fallida en una exitosa.

Muchos empresarios tan solo se centran en tener un buen plan desde el inicio, pero también es fundamental tener en cuenta el avance, saber qué es lo que has hecho bien y que puedes modificar para que vaya mejor. Todo esto forma parte de un aprendizaje que te permitirá ir puliendo tu estrategia para alcanzar los objetivo que te hayas planteado.

Te puede interesarVídeos para emprendedores - Motivación emprendedorVídeos motivación para emprendedores

Sabemos que no es fácil, pero con estos 5 consejos lo tendrás más fácil para emprender después de la pandemia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir