¿Comprar o alquilar una furgoneta para mi negocio?

>

Quizás esta sea una pregunta que te hayas planteado en algún momento al querer disponer de una furgoneta que cubra tus necesidades logísticas.

La decisión de alquilar o comprar una furgoneta no es un tema baladí, dentro de esta inversión hay que valorar el equipamiento para furgonetas, mantenimiento, etc.

En este artículo te ayudaremos a tomar una decisión entre comprar o alquilar una furgoneta indicándote las ventajas y desventajas que implica cada uno de estos tipos de adquisiciones.

¿Necesito una furgoneta de empresa?

La primera pregunta que deberás valorar, a priori para ser una decisión muy sencilla, pero esto dependerá mucho del tipo de negocio, algunos negocios necesitan una furgoneta por pocas horas en momentos específicos, otros de forma constante y otros de forma intensiva.

Saber esto determinará la opción más recomendable a la hora de comprar o alquilar una furgoneta de empresa.

¿Cuándo conviene alquilar una furgoneta para empresa?

Cuando hablamos de alquilar nos referimos simplemente a la puesta en contacto con una empresa especializada en el alquiler de este tipo de vehículos por horas o días. Para estos casos, se ha de considerar esta modalidad cuando:

  • Tienes pocas necesidades logísticas o dichas necesidades solo son en momentos puntuales. (Cambio de oficinas, mudanzas, un pedido especial de gran envergadura, etc.
  • Su utilidad no forma parte directa de la actividad del negocio.

Ventajas y desventajas

  • La principal ventaja es que no supone un coste tan alto como la propia adquisición dada su utilidad
  • Como principal desventaja tendríamos la disponibilidad, ya que se ha de poner en contacto con la empresa especializada en alquileres y los trámites antes y después del alquiler.

¿Cuándo conviene comprar una furgoneta para empresa?

La compra de una furgoneta para empresa debe valorarse cuando su utilidad supera el coste de la inversión- Para ello que hay valorar lo siguiente:

  • Necesitas realizar envíos constantes a clientes o tus necesidades logísticas han aumentado
  • Tienes bien establecidas tus expectativas de crecimiento y los números acompañan.

Ventajas y desventajas

  • La ventaja principal será la disponibilidad del vehículo para su uso en cualquier momento, ya que estarán cerca o en las propias instalaciones de la empresa.
  • También se da una ventaja fiscal al adquirir furgonetas pudiendo deducirte entre el 50% o incluso el 100% dependiendo de cada situación.
  • Podrás modificar o configurar el espacio del vehículo. Al ser una solución permanente podrás considerar realizar configuraciones del espacio del vehículo para optimizar mejor. Por ejemplo, el empleo de estanterías para furgonetas que permitan organizar los productos utilizando mejor los espacios.
  • Por contra, la principal desventaja es el coste de mantenimiento que va en aumento con el tiempo y según el trato dado a lo largo del tiempo.

¿Cuándo conviene un leasing o un renting?

Cuando se considera que se va a hacer uso de una furgoneta de empresa de forma intensiva, quizás convenga mejor la solución de leasing o renting.

  • El leasing es un alquiler con opción de compra. Al finalizar el contrato de arrendamiento del uso del vehículo, el empresario puede devolverlo o proceder a su adquisición bajo un valor residual. La empresa de leasing no incorpora servicios solo al mero alquiler.
  • El renting es un tipo de alquiler de vehículos a largo plazo en el que la empresa de renting se hace cargo del mantenimiento, seguros, gestión de multas, etc.

Se trata de una versión más adaptada al uso industrial y profesional con respecto al mero alquiler de la furgoneta.

Ventajas y desventajas

  • Posibilidad de deducir la cuota del leasing y el renting entre un 50% o un 100% dependiendo de la situación.
  • El leasing permite realizar una amortización acelerada, esto le permite compensar los beneficios que la empresa haya declarado.
  • Como principal inconveniente del leasing es que el precio de compra al finalizar el contrato se pacta al inicio del contrato, por lo que no se da un servicio de peritaje ni considera el deterioro de valor real para el final del periodo.
  • Con respecto al renting, la principal ventaja son los servicios asociados a ella en el que se cubre mantenimiento, impuestos, reparaciones, etc.
  • La principal desventaja del renting es que se ha de adaptar a la gestión administrativa de la empresa de renting, es decir, si hay que llevar a un taller, se deberá llevar al taller señalado por la empresa de renting, así como la limitación de kilometraje anual establecido por contrato.

Como puedes ver, existen muchas opciones posibles para alquilar, comprar, rentar o hacer leasing de una furgoneta para empresa. Todo dependerá en gran medida de la utilidad marginal, el tipo de negocio y tamaño de la empresa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir